junio 15

Las cinco claves de la felicidad sostenible, según Sonja Lyubomirsky

Escrito por aadsera

Sonja Lyubomirsky ha hecho estudios científicos que constatan que el 40% de nuestra sensación de bienestar está bajo nuestro control, porque depende de las actividades intencionales que podemos hacer en el día a día. Claro está que aumentar la felicidad durante un periodo de tiempo corto es más o menos fácil. Sin embargo, lograr que este estado de felicidad sea perdurable en la vida es bastante más difícil. Lyubomirsky propone cinco factores que llevan a una felicidad sostenible:

1.- La emoción positiva. Una forma básica de aumentar la felicidad es procurar disfrutar en la vida de muchos momentos felices, como los que proporcionan la alegría, los momentos placenteros, la curiosidad, los estados de serenidad, la vitalidad, el entusiasmo, etc.
2.- El momento más oportuno y la variedad. Los estados placenteros son episódicos y ocurren a intervalos irregulares. Para lograr que brinden el máximo de satisfacción hay que aprender a encauzarlos hasta el momento más oportuno para su disfrute. Además, hay que mantener una variedad de actividades placenteras para evitar caer en la rutina.
3.- El apoyo social. Las personas solemos formar parte de una red de relaciones y contactos sociales. La felicidad también depende en buena medida de la colaboración del prójimo, sobre todo de aquellas personas con quienes mantenemos una relación fuerte y significativa: familiares, amigos de confianza, etc. El apoyo emocional es importante.
4.- Motivación, esfuerzo y compromiso. El vivir con más felicidad es también un aprendizaje. Para ello hay que tener motivación. Hay que tomar la decisión de realizar un programa para ser más feliz, poner el esfuerzo necesario y comprometerse con este objetivo a largo plazo.
5.- El hábito. El esfuerzo para empezar requiere una gran dosis de determinación y energía, lo que puede ser desalentador. Afortunadamente, las nuevas conductas para aumentar el bienestar de forma duradera se acaban convirtiendo en buenos hábitos con su repetición y práctica. Los hábitos saludables aumentan el bienestar de forma sostenible.

Las cinco claves que propone Sonja Lyubomirsky me parecen muy acertadas. Son todas importantes, especialmente el apoyo social y la motivación, esfuerzo y compromiso. A menudo, en la vida, arrancar y ponerse en marcha es lo más difícil.

Referencia bibliográfica:
Lyubomirsky, S. (2008). La ciencia de la felicidad. Barcelona: Urano.

Comentarios

Aún no hay comentarios. ¡Puedes ser el primero!

Dejar comentario

This item is closed, it's not possible to add new comments to it or to vote on it